“Mercedes Funes es la mejor Tita que pude haber imaginado”

Tandil Cine entrevistó a Teresa Costantini, directora de “Yo soy así. Tita de Buenos Aires”, película de apertura del Festival, que se proyectará este sábado, a las 20, en Espacio INCAA UNICEN (Yrigoyen 662), con entrada libre y gratuita.

Teresa Costantini será parte de la ceremonia inaugural, junto con integrantes del elenco, como su protagonista, Mercedes Funes y Esther Goris.

-¿Cómo ha sido esta primera etapa de proyecciones de “Tita…”?

Ha sido de una inmensa felicidad, nunca imaginé que iba a movilizar tanto a la gente, en el mejor de los sentidos: la respuesta del público en la sala, a través de las redes, el acompañamiento del periodismo…los mensajes son muy conmovedores.

La película se ha posicionado muy bien y la gente sigue preguntando donde se está proyectando, dónde la puede ver.

-Pensaba en tu cine, con una primera etapa más vinculada a la instrospección, al mundo de las emociones; luego una mirada hacia ciertas figuras, como fue el caso de “Felicitas” y ahora una mujer tan controvertida como Tita. ¿Cuál fue el riesgo, desde lo artístico, de contar esta historia y cómo recortaste el universo de una vida tan prolongada, de una artista interminable, como Tita Merello?

Mi mundo cinematográfico sigue siendo emocional, de modo que quise indagar sobre la historia íntima de Tita, dentro de un marco que también me permitiera recrear otros aspectos que me atrapan a la hora de construir una trama: los escenario y las épocas, el clima que rodea al personaje principal.

El marco que intenté reconstruir es temporal y, al mismo tiempo, emocional. Por otra parte, la historia de Tita fue abordada desde un lugar de absoluto desprendimiento: no tenía ninguna conexión directa con ella.

-¿Cómo se cuenta la historia de una mujer tan emblemática de nuestra identidad, que generó admiradores y detractores por igual?

Me tomé toda la libertad creativa de contarla y ficcionarla, sin pensar en los riesgos, aún cuando me advertían esto que señalás: detractores y admiradores, pros y contras. Cuando me hablaban de una Tita nada querible me resultaba muy difícil construir el personaje desde esa perspectiva. La verdad es que si me hubiera parado en ese punto de contemplación previa, no la hacía…pero no lo pensé, afortunadamente.

-¿Cuál de todas las facetas de Tita Merello aborda la película?

Yo cuento la historia desde su adolescencia, juventud hasta la Revolución Libertadora, cuando tiene unos 50 años, acaba de filmar “Mercado de Abasto” y recién, ya grande (comparada con otras divas de su época) alcanza la consagración.

Me propuse recorrer su vida emocional: una mujer que de niña fue abandonada por su madre en un asilo y cómo fueron sus comienzos en El Bataclán.

Uno de los disparadores más importantes que tiene la historia es una de sus frases: “Yo no empecé a cantar por vocación, sino por hambre” que luego se transformó en hambre y pasión de artista pero que, en los comienzos, fue literalmente hambre y pobreza extrema. Ese hambre gigantesco que la empujó a lo largo de su carrera también la convirtió en alguien amada por la gente…quise cortar el relato en ese momento de gloria y transformarlo a partir de algunas licencias poéticas que me permití.

-Lali Espósito fue la primera Tita en la que pensaste…

Sí, trabajé mucho con ella, de hecho, su familia tenía un vínculo cercano con Tita, de modo que aportó anécdotas que no conocíamos. Pero su carrera musical la tenía sujeta a muchos compromisos que eran incompatibles con mi plan de rodaje. Ella estaba muy comprometida con el proyecto y quería hacer la película, pero fue imposible conciliar agendas.

El destino me puso en el camino a Mercedes Funes, la mejor Tita que pudo hacer sido y que pude haber imaginado, sin dudas.

-¿Cómo fue el trabajo con Mercedes?

Increíble, es maravilloso lo que logró: traspasa la pantalla y la gente se emociona: es de mucha gratitud la respuesta del público. Siento que “Tita…” llegó como una oportunidad enorme en su carrera y me alegro de ser parte de eso. Un gran papel que le permite a cualquier actor su mayor lucimiento o su hundimiento…en el caso de Mercedes Funes ratificó la enorme actriz que es.

-¿Cómo es la agenda de presentaciones de la película, hasta fin de año?

Nos acaban de invitar a un festival de cine en Túnez; antes de Tandil, estaremos estrenando “Tita…” en Montevideo (Uruguay) durante la apertura de un festival latinoamericano y siguen apareciendo nuevas invitaciones, pantallas…

Estamos muy felices de haber sido elegidos para la apertura del 15º Tandil Cine.
Entrega de entradas para la apertura

La producción del 15º Tandil Cine informa que las entradas anticipadas para la ceremonia de apertura y proyección de “Yo soy así.Tita de Buenos Aires” podrán retirarse, de manera gratuita, el viernes 27, de 17 a 20, en boletería del Espacio INCAA UNICEN (Yrigoyen 662).

Tandil Cine entrevistó a Teresa Costantini, directora de “Yo soy así. Tita de Buenos Aires”, película de apertura del Festival, que se proyectará este sábado, a las 20, en Espacio INCAA UNICEN (Yrigoyen 662), con entrada libre y gratuita.

Teresa Costantini será parte de la ceremonia inaugural, junto con integrantes del elenco, como su protagonista, Mercedes Funes y Esther Goris.

-¿Cómo ha sido esta primera etapa de proyecciones de “Tita…”?

Ha sido de una inmensa felicidad, nunca imaginé que iba a movilizar tanto a la gente, en el mejor de los sentidos: la respuesta del público en la sala, a través de las redes, el acompañamiento del periodismo…los mensajes son muy conmovedores.

La película se ha posicionado muy bien y la gente sigue preguntando donde se está proyectando, dónde la puede ver.

-Pensaba en tu cine, con una primera etapa más vinculada a la instrospección, al mundo de las emociones; luego una mirada hacia ciertas figuras, como fue el caso de “Felicitas” y ahora una mujer tan controvertida como Tita. ¿Cuál fue el riesgo, desde lo artístico, de contar esta historia y cómo recortaste el universo de una vida tan prolongada, de una artista interminable, como Tita Merello?

Mi mundo cinematográfico sigue siendo emocional, de modo que quise indagar sobre la historia íntima de Tita, dentro de un marco que también me permitiera recrear otros aspectos que me atrapan a la hora de construir una trama: los escenario y las épocas, el clima que rodea al personaje principal.

El marco que intenté reconstruir es temporal y, al mismo tiempo, emocional. Por otra parte, la historia de Tita fue abordada desde un lugar de absoluto desprendimiento: no tenía ninguna conexión directa con ella.

-¿Cómo se cuenta la historia de una mujer tan emblemática de nuestra identidad, que generó admiradores y detractores por igual?

Me tomé toda la libertad creativa de contarla y ficcionarla, sin pensar en los riesgos, aún cuando me advertían esto que señalás: detractores y admiradores, pros y contras. Cuando me hablaban de una Tita nada querible me resultaba muy difícil construir el personaje desde esa perspectiva. La verdad es que si me hubiera parado en ese punto de contemplación previa, no la hacía…pero no lo pensé, afortunadamente.

-¿Cuál de todas las facetas de Tita Merello aborda la película?

Yo cuento la historia desde su adolescencia, juventud hasta la Revolución Libertadora, cuando tiene unos 50 años, acaba de filmar “Mercado de Abasto” y recién, ya grande (comparada con otras divas de su época) alcanza la consagración.

Me propuse recorrer su vida emocional: una mujer que de niña fue abandonada por su madre en un asilo y cómo fueron sus comienzos en El Bataclán.

Uno de los disparadores más importantes que tiene la historia es una de sus frases: “Yo no empecé a cantar por vocación, sino por hambre” que luego se transformó en hambre y pasión de artista pero que, en los comienzos, fue literalmente hambre y pobreza extrema. Ese hambre gigantesco que la empujó a lo largo de su carrera también la convirtió en alguien amada por la gente…quise cortar el relato en ese momento de gloria y transformarlo a partir de algunas licencias poéticas que me permití.

-Lali Espósito fue la primera Tita en la que pensaste…

Sí, trabajé mucho con ella, de hecho, su familia tenía un vínculo cercano con Tita, de modo que aportó anécdotas que no conocíamos. Pero su carrera musical la tenía sujeta a muchos compromisos que eran incompatibles con mi plan de rodaje. Ella estaba muy comprometida con el proyecto y quería hacer la película, pero fue imposible conciliar agendas.

El destino me puso en el camino a Mercedes Funes, la mejor Tita que pudo hacer sido y que pude haber imaginado, sin dudas.

-¿Cómo fue el trabajo con Mercedes?

Increíble, es maravilloso lo que logró: traspasa la pantalla y la gente se emociona: es de mucha gratitud la respuesta del público. Siento que “Tita…” llegó como una oportunidad enorme en su carrera y me alegro de ser parte de eso. Un gran papel que le permite a cualquier actor su mayor lucimiento o su hundimiento…en el caso de Mercedes Funes ratificó la enorme actriz que es.

-¿Cómo es la agenda de presentaciones de la película, hasta fin de año?

Nos acaban de invitar a un festival de cine en Túnez; antes de Tandil, estaremos estrenando “Tita…” en Montevideo (Uruguay) durante la apertura de un festival latinoamericano y siguen apareciendo nuevas invitaciones, pantallas…

Estamos muy felices de haber sido elegidos para la apertura del 15º Tandil Cine.
Entrega de entradas para la apertura

La producción del 15º Tandil Cine informa que las entradas anticipadas para la ceremonia de apertura y proyección de “Yo soy así.Tita de Buenos Aires” podrán retirarse, de manera gratuita, el viernes 27, de 17 a 20, en boletería del Espacio INCAA UNICEN (Yrigoyen 662).

 

teresa-constantini 3

teresa costantini 1